Arkansas.gov

Criando un lector - Niños de 1 a 2 años

Criando un lector - Niños de 1 a 2 años

Criando un lector - Niños de 1 a 2 años

Qué esperar  de el

 

Los libros de vinilo suave y de cartón son geniales para los niños. Los libros necesitan ser fuertes para que los niños exploren y jueguen con ellos.

 

Un niño pequeño se puede apreciar un libro para:

• Ponerlo en su boca, masticar y babear sobre el

• Empujarlo por el piso

• Sentarse sobre el

• Sacudirlo o tirarlo

• Golpear dos libros juntos

• Acariciarle las páginas

• Leerlo como juguetes

• Elegir un libro favorito

• Insistiendo en que alguien “lea ahora”

 

Los niños que pasan tiempo con los libros pueden:

• Señalar objetos en un libro cuando se le pregunta

• Hacer sonidos para adaptar las imágenes

• A veces le preguntan, "¿Qué es eso?"

 

¿Un tiempo y un lugar para los libros? ¡Siempre, en todas partes!

 

Su niño puede sostener un libro y pasar las páginas. Mirando las fotos por sí mismo es un buen estímulo para su cerebro.

 

Deje que juegue con los libros. Es más probable que disfrute de la lectura más tarde si ella piensa en los libros como juguetes. Una actitud positiva acerca de los libros le ayudará cuando empiece la escuela.

 

¿Dónde los niños pueden jugar con libros? En el coche o en el autobús, rodando un cochecito o el carrito del supermercado, en la silla de bebe, en el piso o en la bañera.

 

¿Cuándo son libros calmantes?  Cuando lo deja en la casa de cuidado infantil y un tiempo tranquilo antes de ir a la cama.

 

Los libros que abren la mente.

 

Visite la biblioteca. Traiga a casa libros acerca de las  cosas favoritas de su niño: camiones, dinosaurios, muñecas,  animales bebes o máquinas. Use libros ilustrados para enseñar nombres, números y colores.

 

Los bebés disfrutan de libros acerca de los niños. A ellos les gusta saber hay otros "como yo."

Otros niños se cepillan los dientes, toman siestas y van a la tienda de comestibles. Historias sobre los niños ayudan a los niños pequeños a conectar la palabra escrita con la vida real.

 

¡Haga la lectura divertida!

• Utilice diferentes voces para los personajes.

• Hacer sonidos que van con las imágenes.

• Haga preguntas. ¿Qué es eso? ¿Quién? ¿Dónde? ¿De qué color?

 

Los libros son excelentes formas de iniciar una conversación. Usted puede tener dificultad para comprender los primeros pasos de su hijo en un primer momento, pero es un comienzo.